Maria Teresa Hinostroza


María T. Hinostroza Huaccho, salió a la luz, el séptimo día del mes de los Santos, año que elegían a Carol Wojtyla como Papa Juan Pablo II, en la Primera Capital del Perú; por cierto, no es ninguna santa ni cucufata solo es una mujer que vive apasionada de la vida y de sus amores.
Maestra de Educación Primaria en la Capital Tunantera del Perú.

BUSCÁNDOTE
Entre el pastizal, el maizal y el habal
 recorro el campo shullido buscándote
un centenar de ovejas balan tu nombre,
una recua aceleran mi caminar,
la bandada traza líneas para llegar a ti,
 ya muy lejos, por misteriosas callecillas
 las luciérnagas iluminan mi paso perdido
que entre aguas turbias y juncos van,
sin importar lo que ocurrirá después.

ERES MI AMOR DE HOY
Eres café exprés en mis días
eres luz en mis pasos perdidos.
eres cántico en el amanecer
eres aroma fresco en mi otoño
eres sublime en mis amarguras,
eres agua bendecida para mis deseos
eres aceite en mis noches palpitantes
 eres nutriente para mi vivir.
eres el oxígeno en mi asfixia
 eres el motivo de mi inspiración...

EL RECORRER DE MI VIDA
 Cuando me enamoré mis pupilas eran como lámparas
cuando me comprometí, perdieron su luminosidad
y hoy que convivo, mis pómulos negruzcos opacan mi mirar.
Cuando me enamoré mis entrañas sentían mariposas
 cuando me comprometí, sentía vacío y un agonizante deseo
 y hoy que convivo, mi vientre se retuerce de dolor.
 Cuando me enamoré mis latidos eran palpitantes
cuando me comprometí, el corazón bombeaba normal
 y hoy que convivo, solo sé que mi corazón es materia
 Cuando me enamoré le creí hombre veraz, honrado y leal
 cuando me comprometí, pisé tierra, no hay hombre perfecto
 y hoy que convivo, sé que existe la maldad y destrucción.
Cuando me enamoré quise maximizar el tiempo
cuando me comprometí, minimizamos la relación dual
 y hoy que convivo, se maximiza la violencia y soy su esclava.
 Cuando me enamoré no creí en el maltrato a la mujer
 cuando me comprometí, comprendí que es un problema
y hoy que convivo, siento el menosprecio y vejadas.

AYER MI ANGEL Y HOY MI LÚCIFER
Con esta bofetada dejas entrever que soy impura para ti
este desprecio público hace vidente tu amor fingido
este dolor enmarca mi rostro amoratado y sollozante
mi cuerpo amontonado y adolorido no tiene fuerza
solo la vergüenza y el asco se apodera de mi ser.

Soy la que sufre el maltrato del que amé por error
Soy la que agoniza en el dolor, por aquel egoísta
que pretende ser el dueño de mi alma y mi carne
 soy la que solloza gime sangre y llanto por la mejilla
por aquel esposo apasionado y profesional admirado.

Pensé que era un Ángel en mi paraíso
 Creí en tu amor, en tus caricias y en cada palabra
Pero, muy pronto se convirtió en el Lúcifer de mi vida
 las caricias se convirtieron en golpes y venganza
 sus brazos fuertes lanzaban puñetes y bofetadas
las palabras dulces se volvieron insultos y humillaciones
su amor en el asesino de proyectos y sueños
Pero, aún, no de mi vida, llegaste hasta aquí, pero ya no más.

CAOS Y ESPERANZA

Hay contextos y escenarios tan tenebrosos en esta vida

por la implantación de políticas que no responden a la realidad

por la desintegración de ideas e ineficacia de las propuestas

por la avaricia de los poderosos y la pasividad de los débiles

por querer llegar a la cima a cuestas del sufrimiento ajeno

Por la falta de sensibilidad y compromiso de cada poblador

por la forma de vivir individualista y no conjunta,

Por la insensatez del hombre con su flora y fauna

Por la actitud egoísta del vecino, por la avaricia del mezquino

Por la ingratitud de los amigos, por la adicción de la carne.

 Hay acciones tan improductivas que mutilan el rol de padre y maestro 

la vida nos va cobrando cada tras pies y hoy queda ridículamente aceptar.

como como cuando no saber qué hacer frente al funcionario, a la autoridad

que no atiende tus necesidades y olvida sus compromisos

como cuando no saber qué hacer para desarrollar la conciencia critica

para dejar de ser un grupo engañado, subordinado y humillado

como cuando no saber qué hacer frente a la conducta inadecuada,

a la desobediencia, a la falta de respeto, a la deshonestidad

como cuando no saber qué hacer para disipar las tristezas y angustias

enciendes un artilugio tecnológico y solo hallas programas estériles

 Pero a lo lejos nace una lucecita de esperanza, una estrella de fe,

vas corriendo a su alcance, clamas piedad para huir de la tierra

y es Dios quien te toma de la mano y te alza en brazos,

y te pide seguir tu misión con vocación de servicio,

donde tu imagen sea el punto de partida, a la liberación de corrupciones

donde tu imagen refleje el cambio y erradicación de la violencia

donde tu presencia exija respeto, solidaridad justicia y empatía

donde tu prédica tenga don de la verdad sin humillaciones

donde tu actuar sea la imitación de tu profesionalismo sin ambiciones

y construir la unidad en sociedad como Dios lo planificó y lo creó.

LLEGAR AL CIELO

El día color gris, se vuelve  cómplice para este ensueño

el mueble espacioso es el lecho del amor inocente e ingenuo,

la habitación es testigo silencioso del encuentro afectivo

el oxígeno es el remolino que despoja nuestras prendas,

nuestro jadeo es la música de la cena romántica

nuestras manos, es el canal lingüístico y gestual

nuestros labios forman manantiales de pasión y locura

nuestras quebradas y llanuras carnales son carruajes afrodisiacos

que al llegar al umbral de nuestras extremidades,

la pasión hace su entrada triunfal

que con danzas y ritmos, vamos rumbo encuentro orgásmico

y con las llaves púbicas abrir el génesis del edén,

y sentir plenamente el tocar el cielo, como nunca lo sentí.

Hoy amor, sé lo que es realmente llegar al cielo, y exclamo:

llegar al cielo es sentirnos compenetrados uno al otro

llegar al cielo es algo sublime jamás nunca vivido

llegar al cielo es una entrega total sin importar lo que sucede alrededor

llegar al cielo es sentir tu dueño o dueña, o sentirte prisionero, pero feliz

llegar al cielo es como sentir el explotar del rayo en tu ser

llegar al cielo significa AMOR encontrado. 

Quiero poner cielo en mi infierno pero no puedo

Quiero sembrar claveles y en mis manos mueren

Quiero plantar un árbol y el suelo se vuelve roca

Quiero cobijar al amor y mi vida retorcida lo expulsa

Quiero dar luz a mis ojos pero los iones se disipan

Quiero coger de las manos para encaminar y se sueltan

Quiero hacer el bien y sale el mal

Quiero agradar y me rechazan

Soy fruto infértil que no crece

Soy mala hierba que no muere

Soy pantanal de sentimientos

Soy inmundicia de la sociedad

Soy el reflejo abyecto de una madre

Soy aquella que no me merece amor ni piedad.

Comentarios

Entradas populares de este blog

MIRIAM LOPEZ AGUIRRE

Antonio Silva García

JUAN VILLENA ZÁRATE